Valores Perdidos? El Concepto de Respeto En El Reino Unido:

Confucio (filósofo chino del siglo 5 aC) declaró que “los  jóvenes deben ser tratados con respeto. “¿Cómo saber (se preguntó) que su futuro no será igual (o incluso mejor) que nuestro presente?”. Muchos de los adolescentes captados por las cámaras de circuito cerrado de televisión (CCTV) durante los “disturbios de agosto” (título del documental sobre los hechos de BBC TV “Panorama”), sin duda estarían de acuerdo con esta opinion, aunque no sepan nada sobre Confucio. La prensa de derecha ha tendido a atribuir las causas de los “cuatro días de caos” que tuvieron lugar en Londres y otras ciudades importantes de Inglaterra (pero non en Escocia ni Gales) a las “multitudes arrasadoras” y a “bandas criminales”. Una comerciante cuyo negocio había sido totalmente destrozado los clasificó con furia como “ratas salvajes”. Los “medios de comunicación progresistas”, prudentemente no justificando el “saqueo y vandalismo”, han dado un poco más de atención al trasfondo de la privación social y al “desliz de las normas de conducta” por parte de políticos, banqueros y periodistas, que segun el comentarista Henry Porter en The Observer  “han sido todos culpables de abusos graves, pero pocos de ellos han sufrido castigo semejante al que se les ha aplicado a los revoltosos”.

El editorial del mismo periódico del 14 de agosto notó que los hechos “llevaban el sello de una cultura de consumo que ha determinado cada vez mas la idea de estatus y logros en el Reino Unido” y concluyó que la mayoría de la gente en el país – a pesar de los intentos del Ministro de Hacienda, George Osborne, para persuadirnos de que todos “estamos juntos” en la crisis económica – en la realidad cada uno piensa solo en si mismo. También en “The Observer”, el ex -corresponsal de guerra Peter Beaumont citó la explicación de una consejera de jovenes que sus contemporáneos están simplemente enfadados con la “hipocresía de una generación mayor que da lecciones de moralidad sin mostrar mucho apego a ella”. Este es un punto de vista que tambien prevalece en un gran sector de la población del Reino Unido – no sólo de aquellos que corrian por las calles de Tottenham, Croydon, Clapham, Manchester y otros lugares durante lo ocurrido a principios de este mes.

Las estadísticas publicadas por la Autoridad Independiente de Estándares Parlamentarios (IPSA) y publicado en el “Daily Telegraph” revelan que los diputados “han solicitado más de £ 115 millones de reembolso de gastos ilegítimos” desde la introducción de nuevas reglas estrictas supuestamente diseñado para “limpiar la Cámara de los Comunes “. En junio, “activistas por los derechos de consumo ” expresaron su indignación ante el hecho de que Ignacio Galán, el presidente español de Scottish Power, duplico su sueldo a £ 10.5 millones, justo meses antes de que la compañía aumentara el precio del gas a niveles récord para 2,4 millones de hogares británicos. The Telegraph ha afirmado que la mitad de las autoridades locales del Reino Unido ( en el momento en el que “amenazan con hacer recortes en servicios de primera linea”) estan pagando a sus alto ejecutivos cifras mayores a las de £142.500 anuales que gana el Primer Ministro David Cameron . De acuerdo con el Evening Standard de Londres el 25 de julio, Thames Water “ha sido fuertemente criticado” por la escandalosa concesión de bonificaciones a sus directores de casi £2 millones, precisamente en el mismo momento que suben a sus clientes las facturas por servicio de agua.

Por lo tanto, sería poco realista esperar que “cualquier joven desafortunado  atrapado en algunas de nuestras urbanizaciones desfavorecidas y descuidadas” (Will Hutton del “The Work Foundation”) va sentir respeto por “los de arriba que hacen todo lo que pueden para beneficiarse al maximo “.The Observer se preguntó si “sorprende verdaderamente que las personas que ocupan los peldaños más bajos de la escala social empiecen a comportarse mal también?” El problema evidentemente no es exclusivo del Reino Unido. En una franca evaluación, la periodista de Nueva Zelandia  Mia Watkins escribio que ” la autoridades hoy en día no se respetan porque no se lo merecen… se descubre que muchas de ellas son corruptas.Un fraude masivo, líderes mundiales belicosos y mentirosos o municipios actuando en contra de las comunidades de las que fueron elegidos para servir “.

En Gran Bretaña muchos periodistas (sobre todo los que escriben para el periódico Daily Mail) durante años habían predicho el desorden y violencia que tuvo lugar entre el 6 y el 9 de agosto. Melanie Gill expresó su alarma  que “el tejido de nuestra estructura social parece estar deteriorándose rápidamente”, y ha sido desdenosa con la ” políticamente correcta doctrina de los anos sesenta que dicta que cualquier  forma de disciplina o castigo es erroneo.”. Su colega Melanie Phillips, igualmente  traditionalista, ha lamentado las “innumerables faltas de civismo de la vida cotidiana” (por ejemplo, los gritos e insultos en la calle o los pasajeros comiendo “hamburguesas mal olientes” en el metro), escuelas donde los maestros encuentran “cada vez más difícil imponer su autoridad sobre alumnos que se comportan mal ” y el “obvio desprecio  por el sistema legal, los tribunales y las iglesias”. Ademas, (particularmente relevantes para la situación actual), “los niños perdidos, enojados e incontrolables, que no tienen ningún respeto por sí mismos o para un mundo de adultos que tanto les ha decepcionado  y les ha enseñado , sobre todo, lecciones socialmente destructivas basadas en una gratificación instantánea “.

Este último punto se refleja en los comentarios acerca de la vida escolar que unos miembros de una pandilla de Brixton hicieron al periodista Harriet Sergeant para su columna del 14 de agosto en el “Sunday Times”. Uno de ellos (“Lips”), recordó que no había ni un solo maestro que se preocupara por él. Otro (“Bulldog”), respondió simplemente que “No nos tenían mucho respeto, así que nosotros tampoco les respetábamos”. Esta ausencia de estima de los adultos conduce frequentemente a que los adolescentes se la reclamen entre ellos. Una  investigación de “The Guardian” mostró que la “falta de respeto” es en muchos casos el principal motivo para el asesinato entre bandas. Dentro de la comunidad de color,descubrieron “la falta de respeto” (por ejemplo, burlarse de un corte de pelo, ocupar la plaza de aparcamiento de alguien, o insultar a su madre) representa el 70% de los asesinatos.

En una edición reciente del programa “Beyond Westminster” de BBC Radio 4 (sobre el tema  “¿Quales son los criterios para un buen líder político?), se comentó que, hasta 1997 (cuando Tony Blair llegó al poder), los líderes británicos fueron respetados por el público porque ya habían tenido una carrera ministerial exitosa. En cambio,  “ahora importa mucho más su impacto inmediato en los votantes. Lo cual significa que si las cosas van mal (como ahora) no hay confianza en el que está al mando”. Las últimas encuestas parecen indicar que el electorado británico no está convencido de la “nueva generación” de los lideres de los tres principales partidos políticos britanicos. A pesar de que la popularidad de David Cameron ( Conservador: 45 años de edad) ha oscilado tras las críticas al manejo de los disturbios, no han aumentado significativamente el indice de Ed Milliband (Laborista: 42 anos) o del viceprimer ministro Nick Clegg (Liberal Democratica: 44 anos).

En el contexto global, parece que hay muy pocos gobernantes que en la actualidad atraigan admiración total.Una encuesta del Economist / YouGov de mayo indicó que “apenas la mitad de los estadounidenses dicen que los líderes de otros países tienen una gran cantidad (18%) o bastante (35%) respeto por Barack Obama, mientras que el 29% piensa que no le respetan tanto y el 18% cree los líderes mundiales no lo respetan para nada “. El “GlobalPost Social Media Power Ranking ” sin embargo confirma que Obama es el Jefe de Estado con más amigos en Facebook (21,776,236) y seguidores en Twitter (8,800,530). El N º 2 en esta lista es el presidente filipino Benigno Aquino III (2,077,183 / 523,493). Entre los presidentes latinoamericanos, Hugo Chávez (Venezuela) tiene 136,956 amigos en Facebook  y 1,634,460 seguidores en Twitter; Felipe Calderón (México): 198,465 / 734, 342; Juan Manuel Santos (Colombia): 546,417 / 224,186;  Dilma Rousseff: (Brasil): 224,186 en Twitter. Mientras tanto, el Christian Science Monitor evalua que la elección de Ollanta Humala como presidente de Perú, en junio  “destaca el declive de la extrema izquierda  en América Latina” y que los líderes más populares de la región ahora son los que toman una posición política moderada – como el ex- presidente de Brazil, Lula y el presidente de El Salvador, Mauricio Funes, quien también ha recibido un 88% de aprobación (segundo después del 91% del presidente panameño Ricardo Martinelli) por el sitio web  “Andean Currents” . Rafael Correa de Ecuador todavía “goza de amplio apoyo” (The Guardian), pero en Bolivia “la inflación, la escasez y los escándalos han alcanzado a Evo Morales, el más popular líder de izquierda hasta ahora en América Latina” (The Economist). De vuelta al Reino Unido, David Cameron tiene 130,000 amigos en Facebook, pero no tiene ni una cuenta ni seguidores en Twitter. Puede que necesite mejorar en esto si quiere ganar las próximas elecciones generales del 2015.

 

 

Filed under: Sociedad | Posted on August 24th, 2011 by admin

Comments are closed.

Categories

Recent Posts

Archives

Copyright © 2021 Colin D Gordon. All rights reserved.